Por Marta Ximénez Gómez. Historias de fantasía para todas las edades

Muchas veces en la vida, buscando aquello que en este momento se presenta ante sus ojos: ¡Un toque afortunado! Es una breve historia de Lola, una escritora que realizando las dedicatorias de su nuevo y exitoso libro, se encuentra con la presencia de una visita inesperada. Cuento de la escritora española Marta Ximénez Gómez para personas de todas las edades.

Luego, si te gusta el cuento de Marta Ximénez, por favor, deja algunas palabras en la sección de comentarios (✍🏼), califica el cuento para que otros lo encuentren en el sitio y lo lean (⭐) y comparte con tus amigos a través de las redes sociales, o descargando como PDF y enviándolo por E-mail, Whatsapp o Telegram (🙏🏼). ¡Gracias!

¡Un toque afortunado!

¡Un toque afortunado! - Cuento

Lola está dichosa, se encuentra firmando su libro, en una pequeña librería, muy coqueta, en pleno centro madrileño. Una mujer, vestida de un blanco impoluto, se acerca a su mesa y le ofrece el libro para que se lo dedique. Lola, toma el libro y, con una agradable sonrisa, pregunta a la dama ¿A quién tengo el placer de dedicarlo?

DAMA BLANCA: me llamo “Fortuna”.

LOLA: es usted una mujer muy elegante y, además, su semblante, irradia felicidad.

DAMA BLANCA: vengo a darte lo que mereces.

LOLA: creo que no nos conocemos. No sé quién es usted.

DAMA BLANCA: sí, lo sabes. Me has deseado muchas veces, en las noches en las que tu mente ansiaba un poco de paz y en amaneceres en los que tu ánimo se vestía de gris.

LOLA: ¿Por qué yo?

DAMA BLANCA: porque es tu momento. No aparezco cuando uno lo desea, sino cuando se está preparado para verme.

LOLA: pero ahora, si me es posible elegir, preferiría encaminarte a otra persona ¿Puedo?

DAMA BLANCA: no, no puedes. Cada cual tiene su momento. Has dado fortuna y consuelo a otros y lo seguirás haciendo porque está en tu naturaleza. Pero nadie predice mi visita y tampoco la puede precipitar. Aparezco, cuando la vida lo dispone.

LOLA: ¡Me siento abrumada! ¡no sé qué dedicatoria poner!

DAMA BLANCA: Sí, lo sabes. Escribe lo que salga de tu corazón. Como siempre haces, con delicadeza y mucho amor.

LOLA: ¿Volveré a verte?

DAMA BLANCA: Eso no puedo asegurarlo, si así fuera, sería como predecir lo que va a ocurrir el resto de tu vida. No tengo tanto poder. Ese reto es tuyo, pero te invito a continuar por el camino que llevas, porque tus actos son tan nobles como tu corazón.

LOLA: ¡Me siento, enormemente, agradecida!

Con estas palabras, entrega a la dama blanca su libro, ya dedicado.

DAMA BLANCA: ¡Te deseo mucha suerte!

Y, con paso tranquilo y sereno, la dama blanca, sale de la librería.

Muchas sensaciones, agitan la mente y el corazón de Lola. Un suceso, como este, no pasa todos los días, murmulla, Lola, entre dientes.

Se acomoda en su asiento, dispuesta a dedicar su libro a la persona que se acerca a su mesa, esa pequeña obra, que ha sido escrita con tanta ilusión.

Al alzar sus ojos, percibe, además, que un grupo numeroso de personas está entrando en la librería.

En la calle, la dama blanca abre el libro para leer su dedicatoria. “No te defraudaré”, escribe Lola.

En la librería, Lola continúa radiante, feliz y, de repente, se da cuenta de que hay una pequeña nota en su mesa. Sin demora, la lee y, después, sonríe. La nota dice lo siguiente: “Lo sé”. Firmado: Fortuna.

La vida es magia, sorpresa, anhelos y pasión. En cualquier momento, puede ser la Fortuna, la que acaricie tu corazón “entregándote sus dones”.

Fin.

¡Un toque afortunado! es un cuento de la escritora Marta Ximénez Gómez © Todos los derechos reservados.

Sobre Marta Ximénez Gómez

Marta Ximénez - Escritora

Marta Ximénez Gómez es española, vive en Madrid y es, por vocación, pedagoga. Mente curiosa, sensible e inquieta es, según ella misma, una apasionada de la escritura.

“Quizá esa inquietud naciera de tener un padre escritor de libros de medicina, pero, especialmente, por encontrar a través de la escritura el medio perfecto para fundir ficción y realidad, sueños, aspiraciones y hasta conversaciones que habría querido mantener”.

En sus breves relatos, intenta desgranar momentos importantes de su vida o situaciones a las que desearía abrazar en el camino.

“Los protagonistas son ‘mis modelos’, anónimos, pero muy especiales, a los que admiro profundamente, por ser transmisores de importantes valores. Mi infancia estuvo marcada por la enseñanza de grandes valores y deseo que siempre estén a mi lado”.

Otro cuento de Marta Ximénez

Y, si te gustó el cuento “¡Un toque afortunado!“, por favor, califícalo con estrellas (⭐), deja un comentario sobre lo que te ha parecido (✍🏼). También puedes compartirlo con tus conocidos, de todas las edades, a través de las redes sociales, utiliza los botones que están a continuación (🙏🏼). ¡Gracias!

4.8/5 - (6 votos)

Por favor, ¡Comparte!



2 comentarios en «¡Un toque afortunado! La vida es magia, sorpresa, anhelos y pasión.»

    1. Agradezco mucho tus palabras, INTELBLUE. Ese es mi deseo, que todos “tengamos el placer de sentir su presencia, en algún momento de nuestras vidas”. Si abrimos bien los ojos, seguro que lo conseguimos. Muchas gracias por comentar. Un abrazo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.