Esclavo del hambre


Oye tú niño pequeño
sabes que tienes hermanos
en este continente
con un idioma común
en culturas y razas
valores y sentimientos.
Pero tú, tan sólo tienes hambre
no sabes de hombres ilustres
que forjaron estas naciones
Tú, tan sólo pides pan…
tampoco sabes de corruptos
que gobiernan estas tierras
oprimen al humilde
con cadenas y esclavitud
Sin banderas y sin conciencia
no tienen sentimientos
solo dinero que abarcar
pero tú, no sabes de esto
¡Tú tan solo pides pan!
Sólo pan…

Fin
Poesías para adultos.

Imprimir Imprimir

A %d blogueros les gusta esto: