Todos somos estrellas

Todos somos estrellas. Elizabeth Segoviano, escritora mexicana. Reflexión poética.

Si despiertas a la mitad de una noche demasiado oscura, solitaria, sin luna ni estrella alguna que te pueda calmar, sólo abre una ventana y mira… ¡mira toda la ciudad! Con sus luces cambiantes y neones zumbantes, con sus mil tonalidades y esas luces errantes que recorren las calles sin parar.

Tan sólo recuerda que detrás de cada luz hay una persona que sonríe al mirar por la ventana la luz que tienes tú.

¡Y es que todos somos estrellas! ¡Todos somos luz iluminando el cielo de alguna ciudad!

Todos somos estrellas recorriendo la azul inmensidad.

Todos cumpliendo deseos y haciendo sueños realidad.

Porque somos energía, luz que deslumbra y guía.

¡Somos espíritus errantes que nadie puede domar!

¡Todos somos estrellas!

¡Todos somos galaxias y planetas, todos únicos, irrepetibles, irreemplazables, extraordinarios, capaces de crear universos enteros a voluntad!

¡Todos capaces de brillar incluso donde abunda la oscuridad!

¡Todos somos estrellas!

Todos vamos dejando una brillante estela detrás para que otras estrellas sepan a donde volar.

 

Puedes seguir leyendo: Cuentos infantiles

Fin

Imprimir Imprimir

Comentarios