Teo y sus disfraces – Capítulo V – Teo superhéroe

Teo superhéroe

Teo y sus disfraces – Capítulo V – Teo superhéroe

Teo y sus disfraces (La búsqueda de uno mismo). Liana Castello, escritora argentina. Cuentos infantiles en capítulos. Capítulo V – Teo Superhéroe. Ilustración de Mónica Ortíz García.

-Bueno Teo, tú dirás ¿Qué otros sueños tienes? –Preguntó José.

-Salvar personas en peligro. Hacer el bien, proteger ¡Quisiera ser un superhéroe! –Sus ojitos brillaron en una forma especial.

-Tu lo dices, tu lo tienes-Contestó José y descolgó un traje de superhéroe con capa y antifaz.

El pequeño se lo colocó muy a prisa y comenzó a mirarse en el espejo “éste si puede ser” –pensó.

Se sentía muy a gusto con su nuevo disfraz, era de su medida y lo hacía sentir capaz de cualquier hazaña.

-Será cuestión de ver cómo funciona- Dijo y comenzó a mirar a su alrededor en busca de alguna situación de peligro en la cual estrenar sus poderes.

No encontró nada fuera de su lugar, excepto por el gato de Amparo que dormía plácidamente sobre la estantería más alta de la tienda.

-¡Ese pobre gatito está a punto de caerse! ¡Debo actuar de inmediato! –Dijo Teo y comenzó a llamar al gato.

El animal lo miró fijo y algo molesto por haber sido despertado de su siesta. Como el gato no movió ni una pestaña ante los insistentes llamados de Teo, el niño puso manos a la obra. Tomó una escalera y subió hasta tener al gato frente a frente.

-Pues mira, sé que quieres que te rescate. No te preocupes, he venido para eso.

El gato bostezó como única respuesta.

-¡Estás en las mejores manos, ven conmigo!-Dijo Teo.

El animal comenzó a fastidiarse. Su cola iba de un lado para el otro y sus pelos se erizaron. Teo insistía

-Ven, ven conmigo gatito, no temas.

El gato no sólo no temía, sino que estaba más que cómodo y acostumbrado a hacer su sienta en la estantería más alta.

Sin resignarse a la indiferencia del gatito que no daba señal alguna de necesitar ayuda, Teo lo tomó de las patas delanteras. El pobre animal ya había tenido suficiente: escuchar el discurso de un niño que se creía héroe vaya y pase, pero que lo sacasen de su comodidad ¡Ya era demasiado! Se paró en las dos patas traseras y comenzó a arañar al niño con las dos patas de adelante.

El pequeño superhéroe se asustó tanto que cayó de la escalera. Por suerte para Teo, estaba José muy cerca para sostenerlo y nada malo ocurrió.

-Bueno –Dijo el pequeño muy triste- creo que tampoco es esto lo que busco.

-No importa, ya encontraremos lo que tanto necesitas ¿Seguimos?

Continuará …

©Copyright Liana Castello 2012

Todos los derechos reservados

Capítulo I

Capítulo II

Capítulo III

Capítulo IV

Teo superhéroe. Literatura infantil y juvenil, cuentos que no pasan de moda. Lecturas para niños de primaria. Historias para aprender.

Imprimir Imprimir





Comentarios