Sapo sapito se enfada con alejo

cangrejos dibujados

Sapito empuja a Alejo
está muy enfadado,
sin dejarle hablar,
al suelo le ha tirado.

“No debes empujarme
me puedes hacer daño”,
le dice el cangrejo
boca arriba tumbado.

“Perdóname Sapito
tú eres mi amigo,
no quise golpearte
salté distraído”

Sapito arrepentido
le ayuda a levantarse,
Alejo es su amigo
no debió enfadarse.

Se han dado un abrazo
y se han prometido,
no enfadarse nunca,
y ser buenos amigos.

Puedes seguir leyendo: Cuentos infantiles

Fin

Imprimir Imprimir

Comentarios

[fbcomments width="450" count="off" num="3" countmsg="maravillosos comentarios!"]