Nunca cambiarás…


Imprimir Imprimir

Por Elvis Eberth Huanca Machaca. Poemas para jóvenes

Nunca cambiarás…

Nunca cambiarás...

Nunca cambiarás… Pues nunca nada te importó, y aunque lo intentes no durarías mucho tiempo.

Nunca cambiarás, ni siquiera lo que pueda decirte… Porque nunca te importé… Ni siquiera miraste hacia atrás cuando me despedí.

Pero no es tu culpa, porque este mundo te cambió, este mundo te lastimó, y solo las cicatrices del pasado pueden devolverte.

 Nunca cambiarás… Porque tus recuerdos te persiguen, nunca cambiarás… porque aún no puedes olvidarte, de esos, días, de dolor…

Ojalá yo pudiese… enseñarte… a levantarte una y otra vez, que no hay nada imposible para ti, y que el mundo puede gritar tu nombre… Levántate.

Nunca cambiarás…. Pues nunca nada te importó, y aunque lo intentes no durarías mucho tiempo.

Si hay oscuridad, busca tu corazón, y si no puedes encontrarlo apóyate en mí, que siempre iluminaré una antorcha para ti. Recuerda que puedo hacer que la verdad mienta, y la luna salga de día… Para ti… Y el reloj detenga su tiempo.

Nunca cambiarás… Pues parte de ti es esta crueldad, y solo las cicatrices del pasado pueden devolverte.

Nunca cambiarás… Pues nunca nada te importó, y aunque lo intentes no durarías mucho tiempo.

Cuando el mundo este sobre ti… A pesar de lo que los demás digan levántate, pues tienes que avanzar, y sobrevivir…

Nunca cambiarás… Pues nunca nada te importó, y aunque lo intentes no durarías mucho tiempo.

Nunca cambiarás, ni siquiera lo que pueda decirte… Porque nunca te importé… Ni siquiera miraste hacia atrás cuando me despedí. Nunca Cambiarás…

Puedes seguir leyendo: Cuentos Clásicos en Encuentos

El poema corto para jóvenes «Nunca cambiarás…» de Elvis Eberth Huanca Machaca para EnCuentos.

Imprimir Imprimir