Aquí podrás leer los mejores poemas con rima creados para educar en valores a nuestros hijos con una selección de poemas infantiles. Literatura infantil y juvenil. Hermosos recuerdo de nuestra infancia.

El armario

El armario es un de los bellos poemas con valores para niños escrito por Mapy, un poema infantil con valores sugerido para niños a partir de ocho años. A casa de mis abuelos yo contenta

Aire de primavera

Aire de primavera es uno de los bellos poemas de primavera que rimen escrito por Elsa Lidia Cesca, un poema sugerido para adolescentes, jóvenes y adultos. Cielo claro, suaves trinos y aire de primavera así amaneció

¿Quieres la luna? Poesías sobre la Luna

¿Quieres la luna? Poesías sobre la Luna ¿Quieres la luna? Escritora de México. Poesías sobre la Luna ¿Quieres la luna? Poesías sobre la Luna ¿Qué tal si la bajo para en su cuerpo recostarnos? O quizá

Mi primera bici

Mi primera bici es uno de los poemas con rima escrito por Rossana Favero Karunaratna sugerido para niños primeros lectores.  De las tres ruedas he pasado a dos. Mis piernas me tiemblan y me late

Como perro y gato

Como perro y gato es uno de los poemas con rima de la colección poemas infantiles de Liana Castello sugerido para niños primeros lectores. Patitas y Huellas son buenos amigos, pasan tiempo juntos ¡Siempre divertidos!

Me la regalo el mar

Me la regalo el mar. Poema infantil con rima para niños. Me la regalo el mar es un poema infantil con rima para niños. Poemas infantiles sugeridos para niños a partir de ocho años. Sola

El señor revés

Poema recomendado para niños a partir de 6 años. En un barco de papel hasta el fondo del mar llegué y de cabeza una casa encontré, en ella vive el señor revés, que tiene cara

Una boa y un sapo

Una boa enana y un sapo gigante, vivían en la selva sin haberse visto antes. De la boa al sapo hablaron muy mal, del sapo a la boa hablaron igual. De paseo una tarde salieron

La isla del murmullo

En la isla del Murmullo reina la cortesía, los animales del bosque siempre dan los buenos días. Ululan los búhos, maúllan los gatos , croan las ranas y graznan los patos. Ladran los perros, hablan

La silla de la pata rota

“Tengo una pata rota” dice la silla al martillo, “¿Por qué no buscas un clavo y me arreglas buen amigo?” “Como eres de metal, yo no te puedo ayudar,” contesta con seriedad. “Pero iré a

El gusano solitario

Tiene su casa un gusano a mil metros bajo tierra, allí duerme cuánto quiere y la luz no le despierta. Es un gusano redondo con una afilada cola, tiene muy pocos vecinos pero tampoco le

1 2