Hola viejo …¿Cómo estás?

¿Qué tal papa cómo estás? Yo aquí abajo extrañándote y recordándote en estos días. A cada instante, en cada pestañeo, recordando cada momento de esa película que juntos hicimos. Esta carta, la que estoy intentando