Susto. Cuentos de miedo


Imprimir Imprimir

Susto. Cuentos de miedo

La noche ya había llegado, los niños en la cocina esperando la cena. Solo sus voces se escuchaban debajo una tímida luz, todos sentados a una mesa redonda mientras la madre les preparaba los alimentos.

Ellos hablaban de cosas sucedidas en el día, sin faltar alguna mentira. Afuera la oscuridad era interrumpida por la luz de la luna en su soledad.

El viento tímido soplaba suave hamacando las ramas de los arboles. A los niños eso no les importaba seguían en lo suyo sin mirar afuera. La madre sí, de vez en cuando, echaba una mirada de a rato como esperando que llegara alguien, tal vez el padre que no se encontraba
en ese momento en casa

-Papa no viene asta mañana- dice el mayor tratando tranquilizarla.

Ella sonríe y sirve el alimento pronto.

De repente un gran ruido, enseguida se escucha un fuerte aullido.

Los niños corren hacia la madre temiendo fuera un lobizón.

-Es como en los cuentos que papa nos cuenta-Dice el mayor prendido a la madre

Ella sale a ver a fuera, mientras los niños sienten un ruido en la puerta y se echan en un rincón aterrados temblando. La madre entra y echa a reír a carcajada viéndolos apretados en un rincón

-No es nada, solo el perro del vecino que se escapo ¡Qué hombrecitos son!-Les dice ordenándoles fueran de nuevo a la mesa.

Todo vuelve a la normalidad, quedando otra anécdota por contar.

¡Qué gran susto se llevaron! seguro no olvidarán fácil.

Fin

 

Puedes seguir leyendo: Cuentos Clásicos en Encuentos

Cuentos de miedo. Lecturas para niños de primaria. Historias para aprender. Literatura infantil y juvenil, cuentos que no pasan de moda.

Imprimir Imprimir