Hormigas perezosas


Por Ruben Rodolfo Ortiz. Cuentos infantiles de hormigas

En general, las hormigas son insectos muy trabajadores y organizados, pero en «Hormigas perezosas» tenemos una breve historia sobre hormigas que no hicieron su trabajo y esto les causó un grave inconveniente de falta de alimentos. Es un cuento de Rubén Rodolfo Ortiz, un nuevo colaborador en EnCuentos. Cuentos infantiles de hormiguitas.

Hormigas perezosas

Hormigas perezosas - Cuento corto

En un bosque cualquiera donde viven varios animales grandes y pequeños, donde unos se conforman con alimentarse en el día a día y otras trabajan todo el tiempo antes que les llegue el frío invierno, como las pequeñas hormigas.

Estas se componen por colonias y una reina de cada colonia las organiza en sus trabajos claro que aquí no son todas iguales veamos de que estamos hablando.

– «Majestad estamos listos para cuando llegue el invierno.»

– «Las felicito, si todas hicieran lo mismo.»

La reina lo dijo porque hay algunas que se han dedicado a descansar. Decían:

– «Hay tiempo para trabajar, ahora hay que disfrutar.»

Pero el tiempo es corto y empieza a llegar el otoño, y donde todo empieza a
cambiar.

Y con ellas las primeras lluvias y ellas salen corriendo para el refugio
y todos en un lugar seguro; Pero no todas están contentos porque en otro lugar tienen un problema.

– «Majestad no tenemos suficiente comida para todos y pronto va a comenzar a escasear.»

Y la reina habla.

– «Escuchen, les informo que no trabajamos suficiente y nos faltara comida y debemos pedir ayuda otros. ¿Pero quien podrá ir?»

Y uno dijo:

– «Yo voy.»

Y salió enfrentando el frío, la nieve, el viento hasta llegar
a la otra colonia y grita por ayuda.

«¡Ayuda por favor!»

– «Por favor, necesitamos ayuda, no tenemos suficiente comida y muchos pueden morir.»

– «Majestad, hemos rescatado a una hormiga de la otra colonia pidiendo nuestra ayuda»

– «¡Claro que ayudaremos! Que se prepare para ir a ayudar.»

– «¿Me llamó señora?»

– «Sí, debemos prepararnos para llevar alimentos a la otra colonia.»

– «Si hacemos un túnel, nos llevaría mucho tiempo. Lo otro sería que hagamos un túnel por fuera.»

Realizan un gran tubo con hojas para cruzar a la otra colonia.

Y comienzan a llevar comida a la colonia amiga. Y las otras hormigas con gran alegría los reciben.

– «Aquí están con la ayuda.»

La reina habla:

– «La próxima primavera no será de descanso, será de trabajo, para que también, como nos ayudaron, podamos ayudar a otras.»

Fin.

Hormigas perezosas es un cuento infantil enviado por Rubén Rodolfo Ortiz para publicar en EnCuentos.

Imprimir Imprimir

A %d blogueros les gusta esto: