Brujas de viaje

Brujas de viaje

Brujas de viaje. Alicia Esaín, escritora argentina. Cuento/Poema de Halloween. Ilustración de Elizabeth Segoviano.

Cuando las brujas van de paseo,

fijar el rumbo es lo primero.

Nunca se asoman por Chajarí,

muchos peligros corren allí.

Jamás Concordia será su casa,

porque es terrible lo que les pasa.

Hay quien se apropia de sus conjuros,

monstruos horribles, sucios y oscuros…

¡Les quedan chicos todos los mapas,

están dispuestas a mil etapas!

Por Chilibroste o Real Sayana

pasan las brujas por la mañana.

Por Atamisqui hacen reuniones,

en Ampascachi reciben dones.

Si por Achiras toman café,

por Añatuya, tan sólo té.

Rumbo a Guachipas pasan Simoca.

¿Desorientadas?… ¡Qué brujas locas!

Compran sombreros cerca de Ambul,

en Chicoana… ¡Les ponen tul!

Luego se suben al Champaquí,

de Yacochuya van a Tafí.

En Quitilipi se echan un sueño

en una cueva grande y sin dueño.

Medio dormidas llegan a Amboy

y se preguntan… ¿Adónde estoy?

Por Alpachiri hacen piruetas

cuando dan vueltas en bicicleta.

Desde Leales a Famaillá

andan mirando qué hay por allá.

Viajan a Cachi, tocan charango

y bailan zambas, valses y tangos.

Cuando regresan hasta Caroya

es que la escoba se les abolla.

A sus consortes tienen mareados.

¡Ay, pobres brujos, tan zarandeados!

Son hechiceras y paseanderas,

armando viajes… ¡Harán carrera!

Fin

 

Puedes seguir leyendo: Cuentos infantiles

Brujas de viaje. Lecturas para niños de primaria. Historias para aprender. Literatura infantil y juvenil, cuentos que no pasan de moda.

¿Quiere calificar esta publicación?

Imprimir Imprimir

Comentarios