Cuadro de Cuarentena




Por Martiniano Acosta Acosta. Cuentos cortos sobre la pandemia

Cuadro de Cuarentena es un breve e interesante cuento sobre los difíciles y únicos momentos de encierro que estamos pasando por la pandemia del COVID-19. Es un pequeño resumen de una situación frecuente en muchas casas de todo el mundo actualmente. Del escritor colombiano Martiniano Acosta Acosta.

Cuadro de Cuarentena

Cuadro de Cuarentena - Cuento corto de la pandemia

El niño balanceaba sus dos inquietantes años de edad al caminar. Iba de la sala a la estrecha terraza y de allí a la sala, sin cambiar el trayecto. Así era su rutina.

En la terraza, el niño se agarraba a las varillas de la reja clausurada desde el mismo momento en que decretaron la cuarentena a raíz de la pandemia del virus. La estremecía con rabia o desasosiego vociferando algunos sonidos y luego se sentaba en el primer escalón de unas escaleras que indicaban subir a un segundo piso.

Allí, sentado, sin calzones, miraba sus manos. Murmuraba algo inentendible. Mientras limpiaba el peldaño, un ruido le hizo voltear el rostro, sin mucho apremio: era un perro lobo Siberiano que andaba detrás de él, mirándolo con aquellos ojos claros como rayo de luna.

El niño sacudía sus manos como si las tuviera sucia de algo que no se le desprendía. Al rato, se entretuvo mirando la calle largo tiempo. Se quedaba observándola: él, silencioso. Ella, silenciosa y sin habitantes. No susurró nada. Se levantó y emprendió su camino de regreso.

Al pasar el umbral, se tropezó con el perro lobo Siberiano de atractivo pelaje: manchas blancas y negras acentuadas que, con insistencia, metía el hocico por entre los barrotes como si olfateara la soledad de la calle.

El animal, en medio del silencio de la cuarentena, lanzaba sus aullidos tenebrosos que se escuchaban en toda la cuadra. El perro veía la calle desocupada y triste. Se la quedaba mirando largamente y, luego, se echaba al pie del primer escalón.

El niño regresó de la sala y volvió a sentarse en el primer escalón.

El silencio de la calle más la brisa breve los refrescó y también los durmió.

Al despertar, ambos entraron a la casa, sin tener conocimiento y sin importarles que la cuarentena todavía seguía allí pegada a la reja cerrada, a la calle vacía y a un silencio que pesaba como el hierro.

Fin.

Abril 23 de 2020.
Santa Marta, cerca del mar.

Cuadro de Cuarentena es un cuento corto que nos envió su autor, el escritor Martiniano Acosta para publicar online en EnCuentos.

Sobre Martiniano Acosta Acosta

Nacido en Baranoa, Atlántico. Residenciado en Santa Marta por más de treinta años. Martiniano es Licenciado en Filología e Idiomas de la Universidad del Atlántico, Especialista en Metodología del Español y la Literatura en convenio con la Universidad de Pamplona y Universidad del Magdalena.

Directivo docente del Instituto de Educación Distrital Hugo J. Bermúdez. Máster en Creación literaria de la Universidad de Internacional de Valencia, España. Actualmente es docente catedrático de la Universidad del Magdalena en Competencia Comunicativa.

Por favor, ¡Comparte!

0Shares