Tan solo un segundo

Tan sólo un segundo me basta
para saber que tu amor
es lo más preciado en mi vida.

Tan solo un segundo me basta
para sentir que la dulzura de tus labios,
alimentan mi alma.

Tan solo un segundo me basta
para que tus enormes ojos café,
me hechicen con su mirada.

Tan solo un segundo me basta
para escuchar tu dulce voz,
que susurra a mi oído cada mañana.

Tan solo un segundo me basta
para que una caricia tuya,
me haga comprender cuánto me amas.

Tan solo un segundo me basta
para saber que viviré para amarte
y que tú vivirás para adorarme
en tan solo un segundo…….

Puedes seguir leyendo: Cuentos infantiles

Fin

Imprimir Imprimir

Comentarios