Luna

imagenes de la luna

¡Qué pena!

No le pidió la luna,
y ella queriendo dársela.
Subiéndose al tejado de su casa
para llegar más alto,
y él diciendo que no,
que no la quiere,
que después, que mañana,
que en otra vida hablamos.

¡Qué tonta!

De tanto amor, se ha vuelto sorda,
y no comprende que la luna está lejos,
y que no es buen regalo
para aquél que no siente burbujas en la panza
cuando espera al amado.

¡Qué lejos!

Se va diciendo ella,
y piensa que otra noche
logrará su deseo:
arrebatarle al cielo
esa luna redonda
para hacerle un regalo.

Fin

www.mirtapegitobetker.com.ar

Puedes seguir leyendo: Cuentos infantiles

Foto de Julieta Nion

Imprimir Imprimir

Comentarios