Claudio María Domínguez en EnCuentos.com

Claudio María Domínguez en EnCuentos.com

Lo recuerdo cuando era niña. Su rostro sonriente en una pantalla blanco y negro que no llegaba a opacar la luz de su sonrisa.

Pasaron los años y muchas cosas cambiaron desde aquel Claudio niño a este Claudio adulto al que también vemos en la televisión (hoy en color y alta definición), pero que además nos habla desde la radio, en sus charlas y desde sus libros.

Sin embargo, hay algo en él que se mantiene intacto y es su sonrisa. Una sonrisa que se parece más a una caricia que a otra cosa.

Una sonrisa que tiene verbo propio y que nos infunde esperanza y nos invita a adentrarnos en el maravilloso mundo de nosotros mismos.

Esa misma sonrisa, alojada hoy en un rostro adulto que conserva la magia de la niñez, llega a EnCuentos.com.

Porque también nosotros creemos que somos seres de amor y que estamos aquí y ahora para ser felices, la damos la bienvenida a este espacio de encuentos.

A todos nuestros lectores, grandes y pequeños, los invitamos –a partir de hoy y de la mano de Claudio- a mirar hacia nuestro interior de un modo diferente.

Les proponemos un viaje que nos lleve a encontrar lo mejor de nosotros mismos.

Hoy y todo los días, son el momento perfecto para decidir ser felices. No siempre resulta sencillo, pero si sabemos buscar, encontraremos en cada uno de nosotros, la llave que nos abra la puerta a una vida más plena.

Estamos felices de poder ofrecer desde EnCuentos este valioso espacio. Disfrútenlo, saboréenlo, se lo merecen.

Desde nuestro sitio esperamos despertar en cada uno de nuestros lectores, una sonrisa que nazca en el alma, semejante o no a la de aquel niño que contestaba preguntas de mitología o tal vez a la de este hombre que nos propone este nuevo espacio o pensándolo mejor, una sonrisa propia, única e irrepetible, como cada uno de nosotros.

Puedes seguir leyendo: Cuentos infantiles

¡Sean felices siempre!

Imprimir Imprimir

Comentarios