Cuando se esconde el sol

Cuentos infantiles de miedo para niños

Cuando se esconde el sol es uno de los interesantes cuentos infantiles de miedo para niños escrito por Gladys Gutiérrez fernández, un cuento sugerido para niños a partir de ocho años.

Comenzaba a caer la tarde. Después de haber jugado toda la tarde con sus amigos del barrio, Gaspar llegó a su casa.

Como era costumbre, encendía las luces de todas las habitaciones de su casa. Las iba encendiendo, una a una, porque él quería que hubiera claridad todo el tiempo.

Cada vez que se escondía el sol, él se quedaba muy triste y pensativo, porque no comprendía el motivo por qué el sol se ocultaba y dejaba a todos sumidos en la obscuridad.

Su preocupación no cesaba, siempre mantenía la luz de su dormitorio encendida. Todas las noches se repetía lo mismo.

Ya tarde noche, sus padres se fueron a acostar y al pasar a mirar a sus hijos en sus dormitorios vieron que Gaspar aún no se acostaba. Lo encontraron con la luz encendida y sentado en el borde de su cama, mirando cada rincón de su pieza y por la ventana.

No encontraba explicación cómo el cielo, ese que brillaba durante el día con la magia del sol, estuviera tan negro, negro como el carbón y eso no le permitía sentir sueño.

Sus padres al verlo tan afligido, se sentaron en el borde de su cama, preguntándole qué ocurría.

Gaspar con su carita entristecida, les preguntó:

_ Papá, mamá, ¿Por qué el cielo está negro como el carbón?

_ Yo quiero jugar siempre con mis amigos y correr con mi perro Dragón, y ¡miren! el cielo está negro.

Sus padres se miraron y en sus ojos reflejaban una ternura inmensa, entonces, su padre, don Baltasar, respondió:

_ Hijo, cuando niño, yo también me hacía esta misma pregunta, ¿Por qué el cielo se pone obscuro cuando se esconde el sol?, y también, mi papá, o sea tu abuelo, me explicó que era muy bueno que el sol se escondiera porque podíamos descansar y así, al nuevo día, cuando el sol está brillando, todas las personas van a trabajar.

Los niños van al colegio, la ciudad revive. Las avecillas vuelan y Dragón, tu perro regalón, también se siente feliz, porque tiene un nuevo día para jugar contigo.

Gaspar comenzó a sonreír y quedó tan feliz, que se durmió tranquilamente. Tan tranquilo durmió, que al otro día, su mamá tuvo que despertarlo para ir al colegio.

Cuando su madre le dio los buenos días, sus ojos brillaban de emoción, se sentía contento, entonces ella lo abrazó, preguntándole: ¿cómo dormiste anoche?

_ Muy bien mamá, respondió y de un brinco saltó de su cama, se bañó rápidamente y se tomó un rico desayuno que ella le tenía preparado y se fue al colegio.

Gaspar, ese día, sintió que fue el más feliz de su vida.

Desde ese día Gaspar, valora todo lo que ve a su alrededor. Cuida su salud, estudia con entusiasmo, quiere a sus amiguitos, ayuda en su casa, observa la naturaleza, o sea, los árboles, los ríos, los pájaros y tantas otras cosas.

Finalmente, comprendió que todo es importante para poder vivir contento y libremente.

Fin

Cuento sugerido para niños a partir de ocho años

Registro de propiedad Intelectual Nº 221220 (27.09.2012)

Prohibida su reproducción parcial o total por cualquier medio físico o digital sin la autorización expresa de la autora.

Cuando se esconde el sol es uno de los interesantes cuentos infantiles de miedo para niños escrito por Gladys Gutiérrez fernández, un cuento sugerido para niños a partir de ocho años.

Imprimir Imprimir

Comentarios