El cerdito desobediente

Cuentos infantiles de cerdos

Cuentos infantiles de cerdos. El cerdito desobediente.

El cerdito desobediente es uno de los cuentos infantiles de cerdos del escritor Valerio Alejandro Ruiz Cortes. Cuento para niños a partir de ocho años.

Hubo una vez en Francia. El mejor cocinero quien vivía en una granja, el cual se destacaba por ser puntual a la entrega de los pedidos que le encargaban.

Los mejores platillos, los más exquisitos. Le pedían pato, y pato delicioso entregaba; Le pedían gallina y era la mejor cocinada del rumbo; Le pedían cerdo y cocinaba la mejor cazuela de cerdo que pudieses probar. La curiosidad era que le acompañaba en todo lugar que iba un pequeño cerdo.

Al ir por leña para el horno le acompañaba, al ir por agua al pozo le acompañaba, al cocinar le acompañaba, ¡Sí que trabajaban el cocinero y el cerdo!

Un día, le encomendaron una comida muy especial para el “comensal” el hombre más rico del poblado, quien ofrecería un gran banquete en su mansión al pie de la colina del pueblo

¿Qué sería lo ideal? Se preguntaban: gallina asada ¿tal vez? No, carnero al horno. No, ¡cazuela de cerdo! Fue la gran idea.

Así quedo la encomienda. Al siguiente día, al no haber más cerdo que el mismo que siempre le acompañaba, le miró con firmeza y le dijo – métete a la cazuela – y el cerdo sentado en sus patas traseras le respondió:

– ¿Oink? –

-Si -le dijo nuevamente el cocinero al cerdo -Métete a la cazuela, en lo que te vas cociendo preparare los vegetales y así terminaremos a tiempo para entregar el pedido.

Con frustración, el cerdo respondió

– ¡Oink!

-¡Métete a la cazuela! -le dijo con voz alta el cocinero, y el cerdo no obedeció.

– ¡Qué vergüenza! -dice el cocinero -cerdo desobediente no puedo cocinar, sería poco profesional cocinar tan mal cerdo; evitare para mi vergüenza tal. ¡Acompáñame al corral! le dijo al cerdo.

El cerdo lo acompañó y atraparon un hermoso pato grande y jugoso que fue cocinado y deliciosamente preparado a la cazuela. Tal comida fue entregada y aceptada como banquete.

Al recibir el pedido, el comensal le dice al cocinero:

-El pato está bien pero ¿Acaso no es un cerdo ese que le acompaña a su costado?

El cocinero responde:

-No le agradaría probar de tan mal cerdo, es desobediente. Seguramente tendrá un peculiar sabor.

-No, no, no, lléveselo. El pato está bien.

Y así es que el cocinero se vio acompañado, aunque con un poco de vergüenza, por un cerdo que fue su amigo por muchos y bastantes años más.

Fin

P.N. Con cariño para mi hijo Oscar Uriel

El cerdito desobediente es uno de los cuentos infantiles de cerdos del escritor Valerio Alejandro Ruiz Cortes. Cuento para niños a partir de ocho años.

Puedes seguir leyendo: Cuentos infantiles

 

Imprimir Imprimir

Comentarios