Monchitozopilote. Cuento de animales

Cuento de animales

Monchitozopilote. Cuento de animales

Cuentos de animales. Cuento para toda la familia.

En el Pueblodetodoslosaconteceres,  sucedió.

Epulón, quien era el hombre más rico y avaro de la región, le fue diagnosticada una terrible enfermedad, que acabaría con sus días de no encontrarse la cura a sus males de salud.

Ingirió todas medicinas recomendadas, y ninguna fue asertiva. Pero el viejo yerbatero Curalotodo, dijo a Epulón que tenía el remedio para acabar con la enfermedad.

Cada día, Tienes que alimentarte con huevos y pichones blancos de las avesnegras, que nazcan al séptimo día después de lunanueva. Dijo el curalotodo a Epulón. El avenegra tiene poderes curativos en su cuerpo y quien lo consume adquiere su fuerza y longevidad.

Entonces Epulón grito en la plaza del Pueblodetodoslosaconteceres, cambiaré monedas de oro, por cada huevo y pichón blanco de avenegra que me entreguen.

Los habitantes empezaron inagotable cacería por los huevos y pichones blancos del ave negra y Epulón los consumía, cada día. Pronto brotaron más enfermedades y desgracias entre los pobladores porque las avesnegras eran las que recogían los animales que morían y así evitaban que sus cadáveres produjeran enfermedades, pero como ya escaseaban , el pueblo se inundó de enfermedades y las pobladores morían con inusitada rapidez.

También le sucedió a Epulón, falleció porque se acabaron, los huevos, los pichones blancos y con las monedas de oro ya no compraba nada.

Entretanto, las pocas avesnegras que logran, huir de la cacería, vivían en los riscos más altos , atemorizados por el incierto futuro para sus pichones .

Monchitozopilote el más aguerrido de las avesnegras dirigía sus congéneres en aquellas montañas y al caer el sol, se reunía con Terezapalomablancura, y Santiagoalconpereqrino para rogar a los cielos les enviara la solución a sus problemas.

Y sucedió como suceden los todos los milagros. Y el día Séptimo después de luna nueva se posó frente a ellos HumbertoCóndor, el rey de la luz y bajando su carúncula en señal de paz, les dijo: ustedes deben volver al Pueblodetodoslosaconteceres y continuar con el trabajo que abandonaron .

Monchitozopilote tendrás que recoger las mortecinas para mantener el pueblo limpio y ganarle la batalla a las enfermedades y tu Santiagoalconperegrino tendrás que volar muchos kilómetros y traer a tus congéneres para que aniden en el pueblo y tu Palomaterezablancura llevaras el mensaje a todas las aves para que regresen y vuelen sobre el cielo del pueblodetodoslosaconteceres. De esta manera el pueblo volverá a ser lo que era, vendrá la abundancia para todos ya que Epulón ha muerto.

Desde entonces Monchitozopilote realiza su trabajo con todo el esmero. El cielo del pueblo está inundado de bandadas de pájaros que le compiten a Santigoalconperegrino en su veloz vuelo. y Humberto Cóndor el mensajero del sol, el rey de la luz, mira desde lo Alto a sus amigos felices trabajando cada día por su pueblo , pero continua con su vuelo, porque lo han requerido en otro lugar de los Andes para escucharle su oportuno consejo.

Puedes seguir leyendo: Cuentos infantiles

Fin

Imprimir Imprimir

Comentarios