Me gusta creer

Cuentos para reflexionar sobre la niñez

Me gusta creer es uno de los bellos cuentos para reflexionar sobre la niñez escrito por Liana Castello, un cuento sugerido para niños a partir de seis años.

Soy chiquito y creo que por eso me gusta creer. Me parece que cuando sea grande no me será tan fácil.

Me gusta creer que cuando se me cae un diente, viene el Ratón Pérez y me deja dinero debajo de la almohada. Yo lo creo, aunque me imagine que Pérez no tiene por qué saber dónde vivo y también que es muy difícil que un ratón tenga dinero. Sin contar con que no creo que se arriesgase a entrar a casa y que mi mamá lo saque a escobazos.

Me gusta creer en Papá Noel e imaginarlo viajando en su trineo tirado por renos y recorriendo en una sola noche todo el universo. Soy feliz creyendo que gracias a él ningún niño se quedará sin su regalo en Navidad, que no importa dónde viva, ni de qué trabajen sus papás, cada niño tendrá el regalo que soñó. Sé que es muy difícil, por no decir imposible, que una persona viva rodeada de duendes en el Polo Norte y tenga un taller de juguetes, que lea todas y cada una de las cartas de cada niño que hay en la tierra. Que esa persona entre por dónde pueda a casa cada y lleve en una bolsa todos los juguetes, pero a mí me gusta pensar que así es.

Me gusta creer en los reyes magos y pensar que van los tres juntitos con sus camellos volando por el cielo a hacer felices a los niños. Me gusta pensar que son reyes buenos que no ostentan ningún otro poder que no sea el de hacer feliz a la gente. Me doy cuenta que los camellos no tienen alas y no vuelan, que ya casi no quedan reyes en este mundo y los que quedan no vuelan por el cielo, pero así y todo yo creo en ellos.

Me gusta creer en los superhéroes y creer que haya personas que sólo buscan ayudar a la gente, que tienen capas y vuelan por el cielo. Personas que de día trabajan de trabajos comunes, como mi papá y de noche persiguen a los malos. Sé que esas personas solo aparecen en las películas, que ni siquiera los diarios hablan de ellas y me imagino que es porque sólo en la fantasía es posible, pero aun así yo quiero creer en ellos.

Yo creo en muchas cosas, creo en las hadas, en las brujas, en los duendes, aunque todos ellos no se dejen ver más que en los cuentos o en las películas yo creo porque necesito creer.

Soy chiquito, si no creo ahora ¿Cuándo lo haré?

Algo me dice que cuando crezca algunas cosas y algunos seres se irán de mi memoria y lo que es peor de mi corazón. Me parece que cuando sea grande ya no pensaré en el Ratón Pérez, ni en Papá Noel, ni en tantas otras cosas y lo sé porque lo veo en los ojos de las personas.

Por eso, antes de perder esta hermosa capacidad que hoy tengo, yo elijo creer porque soy chiquito y porque lo necesito, porque creyendo soy más feliz.

Fin

Cuento sugerido para niños a partir de seis años

ILUSTRACION PINTEREST

Todos los derechos reservados por Liana Castello
Prohibida su reproducción parcial o total por cualquier medio físico o digital sin la autorización expresa de la autora.

Me gusta creer es uno de los bellos cuentos para reflexionar sobre la niñez escrito por Liana Castello, un cuento sugerido para niños a partir de seis años.

Imprimir Imprimir

Comentarios