La mosca despistada

Ha subido en un avión
una mosca despistada,
con dirección a New York
sin saberlo va encantada.

Al llegar a la ciudad
se abren todas las puertas
sale la mosca contenta
pero su casa no encuentra.

Vuela sobre rascacielos
la ciudad le maravilla,
no sabe bien dónde está
se encuentra un poco perdida.

Un moscón le habla en inglés,
con gestos se hace entender
la dice que está en New York
y no sabe responder.

Vuelan a una gran estatua
con corona en la cabeza
se ve toda la ciudad
la enamora su belleza.

Le ha gustado la ciudad,
todo se ve desde allí
el moscón enamorado
no la tiene que insistir.

En la ciudad de New York
se queda para vivir
en unos pocos minutos
lo acaba de decidir.

Fin

Imprimir Imprimir





Comentarios