Inseguridad vial

Inseguridad vial. Para reflexionar y tomar conciencia de la mano de Conducta Vial y EnCuentos.com

Para intentar comprender el fenómeno de la inseguridad vial desde un principio, habría que preguntarse: ¿Qué entendemos por accidente de tránsito? Si bien no se trata de una respuesta sencilla de aportar, debido a que su significado fue abordado desde diversos enfoques y con distintos sentidos, la Ley Nacional de Tránsito Nº 24.449, en su artículo 64, estableció que: “Se considera accidente de tránsito todo hecho que produzca daño en personas o cosas como consecuencia de la circulación”.

No obstante, si bien este hecho es denominado por la ley como “accidente”, no resulta ser un evento accidental, toda vez que se trata de sucesos prevenibles y evitables a través de varias medidas que ya fueron estudiadas y planificadas.
Pero ante tanta locura que se observa en nuestras calles y rutas, podríamos preguntarnos:

¿Hay una organización criminal detrás de los que provocan los accidentes de tránsito?

¿Es asesina la persona que atropella y mata a otra con un automóvil, aunque no haya querido provocar dicho accidente?

¿Se despiertan las personas que diariamente atropellan a personas y dicen: “Hoy tengo ganas de pisar y de matar a alguien”?

¿Preparan Juan y Pedro su automóvil para correr picadas y además para matar personas?

La verdad es que esto no parece viable que suceda ni siquiera a menudo y quiero creer que nadie sale decidido a matar a alguien con su automóvil. ¿Pero qué pasaría si algún día nos tocan lo que más queremos: a nuestros hijos, a alguien de nuestra familia, a amigos o a alguien de nuestro entorno?

¿Qué piensa que le podría pasar a usted en su interior si algún día se entera de la triste noticia de que su hijo fue atropellado por una persona que hizo, aunque sin quererlo, lo mismo que usted hace o hacía a menudo? O sea, conducir irresponsablemente.

A diferencia de otros fenómenos que también forman parte del ámbito de la seguridad y que adquirieron relevancia en las últimas décadas, la inseguridad vial no es, salvo casos específicos, una problemática vinculada directamente con la criminalidad. No existen organizaciones criminales o grupos de actores específicos que tengan intereses en la inseguridad vial.

Por lo expuesto, la toma de conciencia de la comunidad con respecto al cumplimiento de las normas de tránsito es uno de los principales objetivos que se debe perseguir para combatir el problema.

La Argentina necesita la participación social activa de todos los miembros de la sociedad para evitar que sus hijos mueran diariamente en sus calles por hechos de tránsito.

Uno de los desafíos es modificar las conductas de riesgo en el tránsito y construir una cultura vial que incorpore el concepto de seguridad no como algo implícito sino como una construcción social y cultural de la que debemos participar todos.

¿Y vos ya asumiste el desafío?

¿Vos estás haciendo algo para corregir el rumbo de tu conducta vial?

Puedes seguir leyendo: Cuentos infantiles

Fernando Alberto Ulloa
Responsable de Conducta Vial
http://www.conductavial.com

Imprimir Imprimir

Comentarios